La Amatista

AMATISTA. Propiedades y Secretos.

La amatista es la más valiosa de las variaciones del cuarzo, esto se debe precisamente a su color violeta que se asocia a la elegancia y exclusividad, por lo que se hizo muy famosa en la realeza y en mucho de los símbolos de poder de antaño.

“Su nombre surgió del Gredo Amethystós que significa «no borracho». Simboliza el tercer ojo y es símbolo de la modestia. Sus principales propiedades son la transmutación y la armonía espiritual.”

Propiedades de la amatista

–              Favorece la creatividad, propicia la valentía y la autoestima y ayuda en la purificación de las energías

–              Ayuda en la limpieza y reparación del aura.

               

–              Es la piedra ideal para la meditación, pues aleja los pensamientos insignificantes y te centra en lo que realmente importa, ayudándonos a salir de los pensamientos confusos.

–              Mejora nuestra autoestima y paciencia.

–              Te hará recuperar el equilibrio entre el cuerpo, la mente y el espíritu.

–              Favorece la mejora de memoria, la motivación y promueve el equilibrio emocional.

 

 

Propiedades emocionales

“En cuanto a las emociones se refiere la amatista ayuda a estar en paz con nuestra conciencia, purificándola y abriéndonos la mente para llegar a alcanzar esta calma con nosotros mismos.”

Tiene la facultad de eliminar las emociones negativas que podamos llegar a sentir como la rabia, la ira. Otra de sus capacidades es la de disminuir la sensación de miedo, alejando esos temores que puedan estar atormentándote.

Propiedades físicas

“En cuanto a sus propiedades curativas físicas te podemos decir que la amatista te ayuda a calmar las tensiones físicas y psicológicas, consiguiendo que el estrés que puedas tener se bloque.”

Si tienes problemas de sueño, la amatista te ayudará a recuperarlo, además hará que desaparezcan las pesadillas y favorecerá que descanses apaciblemente, para ello tan solo tendrás que colorar la piedra debajo de tu almohada.

Elimina el dolor de cabeza, para ello tendrás que pasar la amatista por tu frente y por tus sienes mientras respiras pausada y profundamente de manera que consigas alcanzar una relajación total que no te haga pensar.

“Si colocas una piedra amatista en tu casa a modo de decoración ésta además de adornar absorberá todas estas malas energías y liberará energías positivas, pues las transformará en su interior.”

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *